Emperor’s Domination

Emperor’s Domination – Capítulo 197

Serie: Emperor’s Domination.
Segunda recopilación: Capítulos del 101 al 200.
Capítulo 197: La calamidad cae sobre Nine Saint Demon Gate (1).
Autor: Yanbi Xiaosheng (厌笔萧生).
Traducción al español: OnlyDash (LN Just Me).


Capítulo 197: La calamidad cae sobre Nine Saint Demon Gate (1)

Ciudad Cielo Antiguo estaba hirviendo con innumerables existencias. ¡Prepararon sus puños mientras más ataúdes entraban en la ciudad!

«Estoy seguro de que todos los Cadáveres de Tierra estarán luchando por los Barcos del Inframundo, ¡y que será el mejor momento para entrar en el cementerio para los tesoros!» Las sectas y los cultivadores que no estaban aquí para enterrar a sus predecesores se estaban preparando rápida y cautelosamente.

Los que querían revivir durante la aparición de los Barcos del Inframundo estaba lejos de ser sólo cultivadores moribundos; los Cadáveres de Tierra, Señores del Tesoro, ¡e incluso los Inmortales de Tierra del cementerio querían la oportunidad!

Una vez que llegaron los Barcos del Inframundo, innumerables Cadáveres de Tierra se precipitarían hacia ellos. Ésta era su mejor oportunidad de vivir otra vez porque esto no era solamente una ocasión en el renacimiento, sino que también podrían escapar del Antiguo Cementerio Celestial. También habría unos cuantos impacientes Señores del Tesoro que no les importaría la pérdida de la vida acumulada a lo largo de millones de años sólo para venir a tomar un Barco del Inframundo. El mismo caso se aplicaba a los Inmortales de Tierra. ¡Sin embargo, su número era menor que el de los Señores del Tesoro, porque ya tienen una oportunidad de renacer más prometedora debido a sus Venas de Dragón!

Y así, cuando todos los Cadáveres de tierra y los Señores del Tesoro se apresuraron por los Barcos del Inframundo, todos los tesoros dentro del cementerio — en ese momento — serian codiciados por todos.

Aunque era un lugar sumamente siniestro, había hordas de tesoros que inducían a la codicia tales como, metales del tesoro, minerales divinos y madera sagrada…

Más importante aún, debido a las innumerables personas que murieron en el cementerio, se entendió que innumerables Tesoros de Vida, rollos de técnicas, y elementos divinos quedaron atrás.

Incluso con la erosión del tiempo que causó que muchos Tesoros de Vida perdidos en el Antiguo Cementerio Celestial perdieran su conciencia divina y convertirse en chatarra, aquellos dentro de trescientos a quinientos años todavía serían utilizables. Las bolsas espaciales de los cultivadores muertos en este lugar también podrían contener técnicas sin precedentes. Para las sectas pequeñas y los cultivadores vagabundos, los rollos de técnicas sin igual eran mucho más atractivos que los Tesoros de Vida.

Milagros como estos habían ocurrido antes. Había habido jóvenes vagabundos que arriesgaron sus vidas para entrar en el cementerio mientras se aprovechaban de la aparición de los Barcos del Inframundo, y que en realidad recogieron Leyes de Emperador. Al final, se convirtieron en Paragones Virtuosos y crearon sus propias sectas y legados como grandes maestros.

De hecho, un desarrollo como este ocurrió en todas las épocas. Esta fue otra razón por la cual la aparición de los Barcos del Inframundo atrajo una afluencia de cultivadores al cementerio. Ellos sabían que el riesgo de morir allí era extremadamente alto (más del noventa por ciento), ¡pero aun así no podían resistir la tentación de entrar en el cementerio con la esperanza de encontrar una técnica sin precedentes o armas supremamente divinas!

El grupo de Li Qiye estaba sentado en la base de una montaña dentro del cementerio con un ambiente increíblemente relajado. Los espectadores incautos realmente pensarían que sólo estaban haciendo turismo bajo este acantilado.

Pero al final, éste fue el Antiguo Cementerio Celestial. Cualquiera que llegara a este lugar, especialmente en los territorios de los Inmortales de Tierra, permanecería cauteloso. Incluso los Paragones Virtuosos eran extremadamente meticulosos y tuvieron que lidiar con su miedo en tal lugar.

Sin embargo, Li Qiye era diferente. Se sentó allí en completa relajación como si fuese su propio patio trasero; fue complaciente como si esto no fuese un cementerio.

Viendo el contenido de Li Qiye hizo que el grupo de Li Shuangyan se aliviara como también se sentaron allí.

Sentado sobre una roca, las piernas de Li Qiye se balanceaban hacia adelante y hacia atrás mientras disfrutaba de la brisa fresca que soplaba en máxima indulgencia.

«Este chico realmente sabe cómo escoger un lugar decente. Ser enterrado en este lugar después de la muerte… Fue realmente una buena decisión.» Li Qiye no pudo evitar hablar sentimentalmente.

Parecía como si Li Qiye y el hombre del ataúd estuvieran muy familiarizados unos con otros, dejando a los otros del grupo atónitos. Sin embargo, sentían que era una cuestión imposible; su Joven Noble tenía sólo de quince a dieciséis años. A los ojos de otros cultivadores, él era sólo un pequeño mocoso. Sin embargo, el hombre dentro del ataúd que estaba colgado en el precipicio debe haber sido enterrado en este lugar durante millones de años.

«¿Vamos a otro lugar a buscar tesoros?» Finalmente, Chen Baojiao preguntó. De hecho, desde que entraron, habían visto muchos metales del tesoro bajo tierra. Sin embargo, la primera vez que vinieron aquí fue para las transacciones y la segunda vez fue para la ceremonia de honor, así, no pudieron desenterrar ningún tesoro.

«No hay necesidad de apresurarse, vamos a esperar hasta que los Barcos del Inframundo salgan. ¡Si cavamos tesoros en este momento clave, seremos destrozados!» Li Qiye sacudió la cabeza y dijo.

Chen Baojiao asintió en acuerdo después de escuchar. Ella ya estaba muy satisfecha con su Sable Tirano Inmortal y Ocho Sables Atravesando el Cielo.

«Oye, ¿no estás interesado en salir para los Barcos del Inframundo? Tal vez tendrás la oportunidad de salir de este horrible lugar.» Finalmente, Li Qiye inclinó su cabeza y gritó al hombre dentro del ataúd.

El hombre dentro del ataúd era una existencia invencible, ah, otras personas que se atrevieron a hablar con él de esta manera estarían cortejando sus propias muertes. ¡De hecho, el grupo de Shi Gandang estaba limpiando su sudor en lugar de Li Qiye! Si el hombre dentro del ataúd se enojaba… Digamos que él era absolutamente capaz de aplastar a todos aquí a la muerte con una sola mano.

Sin embargo, el hombre permaneció en silencio y no respondió a Li Qiye.

«Si está interesado, puedo darle una mano. El lugar por quinientos años ya ha sido tomado por otra persona. Si quieres, te puedo dar un lugar de trescientos años. ¿Qué tal eso?» Li Qiye sonrió y habló con el ataúd.

Inicialmente, no hubo respuesta, pero después de un tiempo, el ataúd de madera se abrió y el hombre con un agujero en el pecho finalmente se sentó. Aunque sus ojos estaban cerrados, todavía parecía mirar fijamente a Li Qiye y dijo: «¿Es usted el tipo de dar un almuerzo gratis?»

«¡No! Ya deberías saber la respuesta. ¡Si deseas discutir estos asuntos conmigo, tendrás que deberme un favor!» Li Qiye respondió con calma: «¡Pero por compasión por tu difícil momento aquí, ya soy una gran persona por no pedirte que pagues el favor!»

El grupo de Li Shuangyan instantáneamente se quedó sin palabras. ¡Esto fue un poco demasiado ridículo ah! ¿Una existencia que ha estado enterrada por millones de años debió un favor a su Joven Noble? Sin embargo, en este momento, entendieron por qué esa persona los protegió.

«Te daré trescientos años y trabajarás para mí durante cien años, ¿vale? En mi opinión, este es un muy buen negocio. Al menos, es mucho mejor que estar aquí por millones de años», dijo Li Qiye sonriendo.

«¡No lo suficientemente bueno!» ¡El hombre finalmente regresó dentro y cerró su ataúd!

Li Qiye sólo podía encogerse de hombros mientras añadía: «Realmente ahora… Puedes hacer muchas cosas en sólo doscientos años. Por supuesto, tu herida también es muy problemática.»

Después de un largo momento de serenidad, el ataúd se abrió una vez más. El hombre se sentó y le preguntó a Li Qiye: «¿Puedo vivir para otra época? Si puedo vivir para otra época, ¡puedes nombrar tu precio!»

«¿Estás bromeando? ¡Pah!» Li Qiye entonces contestó airadamente: «¿Crees que aún te buscaría si supiera vivir para otra generación? ¡Prefiero mantenerlo para mí! ¿Quién no querría vivir para otra generación? Si pudiera vivir para otra generación, ¡llegaría a la eternidad!»

«¡El anciano del Templo Dios de Guerra vivió para otra época!» El hombre, con los ojos cerrados, dirigió su mirada a Li Qiye.

«Jaja, ¿estás hablando del viejo compañero Dios de Guerra Mu?» Li Qiye rio “hek hek”. Por supuesto que estoy claro acerca de este asunto. Naturalmente, sin su ayuda, Dios de Guerra Mu definitivamente no habría sido capaz de vivir para otra época.

En este punto, el grupo de Li Shuangyan no pudo evitar echar un vistazo a Li Qiye. Viviendo para otra época — había de hecho esta leyenda. Li Shuangyan fue aún más atenta porque había oído a su maestro, Lun Ri, hablar de esto. Dios de Guerra Mu del Templo Dios de Guerra realmente vivió para otra época dentro del Antiguo Cementerio Celestial.

«Vivir para otra época — esta oportunidad es demasiado pequeña. Me temo que no habrá otra oportunidad como esta en nuestra vida.» Li Qiye sacudió la cabeza y continuó: «El Dios de Guerra Mu ser capaz de vivir para otra época fue simplemente una apuesta, ¡y él realmente pagó un precio enorme! En mi opinión, querer vivir para otra época en esta generación… ¡La posibilidad de que esto suceda es mucho más pequeña que aniquilar a todos los mocosos de la Antigua Ming!»

«¡Puedo esperar a la próxima generación!» Después de escuchar esto, el hombre volvió al ataúd.

«Jaja, ¿esperar a la próxima generación?» Li Qiye se rio entre dientes y luego respondió: «Sólo con usted, me temo que no podrá vivir para otra época, así que ¿por qué molestarse si hay una oportunidad en la próxima generación?»

Desde que el hombre del ataúd ya no dijo nada más, Li Qiye sólo podía encogerse de hombros y murmurar: «Esta personalidad tuya es todavía tan maloliente y dura como un guijarro en un pozo de estiércol.»

Una vez más, el grupo estaba asustado porque las palabras de Li Qiye estaban provocando directamente una existencia invencible ah. Sin embargo, lo que los confundió fue que el hombre del ataúd no se molestó en replicar ni mucho menos enojarse. Era como si no oyó lo que Li Qiye dijo en absoluto.

«Oye, danos un paseo. Caminar fuera de aquí es realmente demasiado problemático.» En este punto, Li Qiye giró su cabeza hacia el hombre en el ataúd y gritó.

Tales palabras hicieron que el grupo de Li Shuangyan callara mientras que Niu Fen estaba lleno de vergüenza. ¡Esta fue una invencible existencia ah! ¡Un soberano preeminente ah! ¿Quién creía nuestro Joven Noble que era? ¿Un conductor de carruaje? ¿O un portador de basura?

En este momento, estaban aturdidos porque sólo su Joven Noble se atrevería a decir tal cosa a una existencia invencible.

Durante su momento de ausencia, el hombre del ataúd extendió su mano y disparo una ola con su dedo. Un arco iris divino apareció inmediatamente y se estiró sobre el Antiguo Cementerio Celestial todo el camino hasta la frontera.

En este punto, el grupo de Li Shuangyan perdió el control de sus cuerpos como caminaron hacia el arco iris divino y volaron hacia la entrada del cementerio. ¡Esta velocidad era simplemente demasiado rápida! Volaron desde la Vena de Dragón del Inmortal de Tierra hasta la frontera en un parpadeo.

Cuando llegaron a la frontera, el arco iris divino desapareció inmediatamente, lo que provocó que el grupo cayese como papas sobre la tierra

AnteriorÍndiceSiguiente

Publicado por

AKNovelas

Las novelas publicadas por este usuario son meras recopilaciones. Todos los agradecimientos a sus respectivos traductores. Gracias.

Deja un comentario